Saltar al menú principal
Saltar al contenido
  • Educación
  • 10/07/2013

Ya son tres millones los estudiantes Erasmus

"Erasmus también ha desempeñado un destacado papel en la mejora de la calidad de la enseñanza superior en la Unión Europea al abrir nuestras universidades a la cooperación internacional", Androulla Vassiliou, Comisión Europea

 

Las cifras que hoy publicamos ponen de manifiesto que desde que se inició en 1987 el programa de intercambio Erasmus se han beneficiado de las becas de la Unión Europea más de tres millones de estudiantes. Las estadísticas correspondientes al curso académico 2011-2012 también demuestran que el programa ha permitido que más de 250 000 estudiantes Erasmus –lo que constituye un nuevo récord– cursen parte de sus estudios superiores en el extranjero o realicen un período de prácticas en una empresa extranjera, mejorando con ello sus posibilidades de encontrar un empleo. Asimismo, han obtenido ayuda del programa Erasmus más de 46 500 candidatos pertenecientes al personal docente y administrativo para formarse o impartir docencia en el extranjero, una experiencia destinada a mejorar la calidad de la enseñanza y del aprendizaje en los treinta y tres países que participan en el programa (los Estados miembros de la UE, Islandia, Liechtenstein, Noruega, Suiza y Turquía).

En palabras de Androulla Vassiliou, Comisaria Europea de Educación, Cultura, Multilingüismo y Juventud, «las últimas cifras récord demuestran que hemos superado nuestro objetivo de tres millones de estudiantes Erasmus y reflejan el tremendo éxito y popularidad que ha logrado el programa. En una época de penuria económica y de elevado desempleo juvenil Erasmus es más importante que nunca: las aptitudes adquiridas y la experiencia vivida en el extranjero por los estudiantes Erasmus mejoran su empleabilidad y su movilidad dentro del mercado de trabajo. Erasmus también ha desempeñado un destacado papel en la mejora de la calidad de la enseñanza superior en Europa al abrir nuestras universidades a la cooperación internacional. De cara al futuro, espero con optimismo que en los próximos siete años nuestro nuevo programa Erasmus+ permita a cuatro millones de jóvenes estudiar, formarse, impartir docencia o realizar tareas de voluntariado en otro país.»

En 2011-2012 de todos los países participantes en el programa Erasmus los tres destinos más populares entre los estudiantes han sido España, Francia y Alemania. España también ha sido el país que ha enviado el mayor número de estudiantes al extranjero, seguido de Francia y de Alemania (véase MEMO/13/647).

Casi 205 000 estudiantes, en torno al 80 % del total de los estudiantes que en 2011-2012 han obtenido una beca del programa Erasmus, han optado por pasar una media de seis meses en una universidad u otra institución de enseñanza superior extranjera como parte de su programa de estudios. El número de becarios que se ha decantado por cursar estudios en el extranjero ha crecido un 7,5 % con respecto al año anterior. Por otro lado, ha seguido aumentando la popularidad de los períodos de prácticas en empresas, que han registrado un incremento del 18 % en relación con el año anterior. En 2011-2012 uno de cada cinco estudiantes Erasmus, cerca de 50 000 en total, se ha decantado por esta opción.

En la mayoría de los países la demanda ha seguido superando ampliamente la disponibilidad de becas Erasmus. El promedio mensual de una beca Erasmus, con la que se sufraga una parte del coste adicional que suponen los desplazamientos y vivir en otro país es de 252 EUR. En algunos países la beca, que ha permanecido estable en los últimos tres años, se complementa con fondos nacionales, regionales o institucionales.

Erasmus+, el nuevo programa de la UE de educación, formación, juventud y deporte que echará a andar en enero de 2014, se basará en la herencia del primer programa Erasmus y hasta 2020 ofrecerá a cuatro millones de estudiantes la oportunidad de estudiar, formarse, impartir docencia o realizar tareas de voluntariado en el extranjero. Se espera que el programa obtenga un presupuesto de unos 14 500 millones EUR para el período 2014-2020, un 40 % más de lo que se está financiando con los actuales programas de movilidad en educación y formación. Erasmus+ sustituye al actual Programa de Aprendizaje Permanente (Erasmus, Leonardo da Vinci, Comenius y Grundtvig), así como a los programas Juventud en Acción, Erasmus Mundus, Tempus, Alfa, Edulink y al programa bilateral de cooperación con los países industrializados.

Antecedentes

En su estrategia de modernización de la educación superior (IP/11/1043) la Comisión apuntaba a la necesidad de ofrecer más oportunidades a los estudiantes para que estos adquirieran más competencias estudiando o formándose en el extranjero. El objetivo europeo en materia de movilidad de los estudiantes es lograr que a finales de la década se hayan beneficiado de ella como mínimo el 20 % de ellos. Actualmente, son en torno al 10 % los estudiantes que estudian o participan en acciones de formación en el extranjero con ayuda de una beca Erasmus o de otros recursos públicos o privados. De ellos, en torno al 4,5 % obtiene una beca Erasmus.

En representación del número récord de tres millones de estudiantes, la Red de Estudiantes Erasmus ha seleccionado estudiantes de cada uno de los países participantes que han estudiado en el extranjero en 2012-2013 gracias a una beca Erasmus. Todos ellos afirman que la experiencia Erasmus ha más que colmado sus expectativas y les ha enriquecido tanto desde el punto de vista personal, como profesional. Muchos antiguos alumnos Erasmus, incluidas algunas de las caras conocidas de la Europa de hoy (véase el anexo 5), se han manifestado en el mismo sentido.

Erasmus no es simplemente un programa de financiación de intercambios de estudiantes y profesores: también sirve para financiar proyectos conjuntos, escuelas de verano y redes con el fin de mejorar la forma en que se imparte la enseñanza y ajustarla a las necesidades del mercado laboral y de la sociedad en su conjunto.

Compartir

  • Twitter
  • Facebook
  • LinkedIn