Saltar al menú principal
Saltar al contenido
  • Medio Ambiente y Energía
  • 14/08/2019

Unión de la Energía y clima

Hacer la energía más segura, asequible y sostenible

 

La Unión Europea de la Energía garantizará que Europa tenga una energía segura, asequible y respetuosa con el clima. En el contexto de la lucha contra el cambio climático, un uso más razonable de la energía impulsa el crecimiento y la creación de empleo a la vez que supone una inversión en el futuro de Europa.

El estado de la Unión de la Energía muestra los progresos realizados desde que se adoptó la estrategia marco de la Unión de la Energía para completar la transición a una economía baja en emisiones, segura y competitiva.

Impulsar una movilidad limpia

Ámbitos de actuación

La Estrategia de la Unión de la Energía de la UE consta de cinco dimensiones. Según las nuevas normas sobre la gobernanza de la Unión de la Energía, los países de la UE están obligados a elaborar planes nacionales integrados de energía y clima que abarquen estas cinco dimensiones para el período 2021-2030.

Seguridad, solidaridad y confianza

Trabajar en estrecha colaboración con los Estados miembros para diversificar las fuentes de energía europeas y garantizar la seguridad energética.

Un mercado interior de la energía plenamente integrado

La energía debe fluir por la UE libremente y sin obstáculos técnicos o reglamentarios. Esto permitirá competir libremente a los proveedores de energía y dará impulso a las energías renovables, permitiendo además ofrecer los precios más interesantes.

Eficiencia energética

Mejorar la eficiencia energética de la UE para reducir su dependencia de las importaciones, reducir las emisiones y fomentar el empleo y el crecimiento.

Acción por el clima: descarbonizar la economía

Una política climática ambiciosa es fundamental para crear la Unión de la Energía. Se compone de medidas como el régimen de comercio de derechos de emisión de la UE (RCDE), una serie de objetivos nacionales firmes pero equitativos para reducir las emisiones en los sectores no incluidos en el RCDE, una hoja de ruta para una movilidad con bajas emisiones y una política energética que hará a la Unión líder mundial en energías renovables. La UE se ha comprometido a ratificar cuanto antes el Acuerdo de París, nuevo y ambicioso acuerdo mundial sobre el cambio climático, aprobado en París en diciembre de 2015.

Investigación, innovación y competitividad

Apoyar los avances en tecnologías energéticas limpias y con bajas emisiones de carbono dando prioridad a la investigación y la innovación para impulsar la transición de los sistemas energéticos y mejorar la competitividad.

 

Compartir

  • Twitter
  • Facebook
  • LinkedIn