Saltar al menú principal
Saltar al contenido
  • Economía
  • 17/07/2015

Un nuevo comienzo para el empleo y el crecimiento en Grecia: la Comisión moviliza más de 35.000 millones de euros del presupuesto de la UE

El plan de empleo y crecimiento para Grecia pretende acompañar el amplio conjunto de reformas que puedan formar parte de un programa del Mecanismo Europeo de Estabilidad que se negociará en las próximas semanas entre Grecia y sus socios internacionales

 

Dos días después de un acuerdo que allana el camino para un nuevo programa de apoyo a Grecia, la Comisión Europea ha anunciado sus planes para ayudar a Grecia a maximizar su uso de los fondos de la UE. Conforme al mandato de la Cumbre del Euro de los días 12 y 13 de julio, se facilitará la movilización de más de 35.000 millones de euros hasta 2020 para apoyar la economía griega, siempre que se cumplan las condiciones acordadas por la Cumbre del Euro.

El plan de empleo y crecimiento para Grecia pretende acompañar el amplio conjunto de reformas que puedan formar parte de un programa del Mecanismo Europeo de Estabilidad que se negociará en las próximas semanas entre Grecia y sus socios internacionales. Ambos elementos —las reformas y la movilización de fondos para la inversión y la cohesión— son condiciones previas esenciales para restablecer el crecimiento y el empleo en Grecia, y para que el país recupere la prosperidad.

El plan de empleo y crecimiento facilitará la inversión en el capital humano y las empresas en Grecia. Se trata de una continuación del apoyo que la Comisión ya ha facilitado a Grecia durante toda la crisis, en términos tanto de apoyo financiero, como de asistencia técnica.

Jean-Claude Juncker, Presidente de la Comisión Europea, ha declarado: «Grecia ya ha recibido más financiación internacional que la que toda Europa recibió del Plan Marshall de los Estados Unidos después de la segunda guerra mundial. Tras el acuerdo de la Cumbre del euro del lunes, la Comisión Europea está dispuesta a llegar aún más lejos para ayudar a Grecia a impulsar una recuperación económica significativa y dar a las reformas propuestas la oportunidad de funcionar: Estos 35.000 millones de euros pueden contribuir a que Grecia sea un entorno atractivo para la inversión y a dar esperanza, en particular, a las generaciones más jóvenes. Después de meses de negociaciones en ocasiones exhaustivas, ahora tenemos que mirar al futuro. Este nuevo comienzo para el empleo y el crecimiento es contribución de la Comisión. Confío en que el Parlamento Europeo y los Estados miembros desempeñarán su papel para que podamos desbloquear los fondos rápidamente.»

Valdis Dombrovskis, Vicepresidente responsable del Euro y el diálogo social, ha declarado: «la Comisión Europea puede movilizar más de 35.000 millones de euros del presupuesto de la UE para apoyar el crecimiento, el empleo y la inversión en Grecia. Puede aportar un apoyo muy necesario para ayudar a la economía griega en un momento de fuerte reducción de la inversión. Este apoyo no será suficiente por sí solo para garantizar una recuperación duradera. Es necesario que se base en reformas fundamentales que aborden las debilidades estructurales de la economía griega, que vienen registrándose desde hace ya largo tiempo».

Corina Creţu, Comisaria de Política Regional, ha declarado: «las reformas acordadas en la Cumbre del euro son absolutamente necesarias para el crecimiento y el empleo, pero deben ir acompañadas de inversiones ambiciosas. Los fondos estructurales y de inversión europeos pueden canalizar más de 20.000 millones de euros de inversiones sobre el terreno en 2014-2020 en beneficio de Grecia y del pueblo griego.»

Como medida excepcional, y a la luz de la situación excepcional de Grecia, la Comisión propone mejorar la liquidez inmediata a fin de que se puedan seguir financiando inversiones en el período de programación 2007-2013. Ello supone la liberación anticipada del último 5 % de los pagos de la UE normalmente retenidos hasta el cierre de los programas y la aplicación de un porcentaje de cofinanciación del 100 % para el período 2007-2013. Esto se traduciría en una liquidez inmediata adicional de unos 500 millones de euros y un ahorro para el presupuesto griego de cerca de 2.000 millones de euros. Este dinero estará disponible para la reanudación inmediata de la financiación de inversiones que apoyen el crecimiento y el empleo. Se condiciona a que las autoridades griegas garanticen que estos fondos adicionales se utilicen plenamente para los beneficiarios y las operaciones en el marco de los programas. La Comisión también se propone aumentar el porcentaje de la prefinanciación inicial para los programas de 2014-2020 en Grecia en 7 puntos porcentuales [1]. Esta prefinanciación adicional puede poner a disposición un importe adicional de 1 000 millones de euros, que han de utilizarse solo para el lanzamiento de proyectos cofinanciados en el marco de la política de cohesión de conformidad con el artículo 81, apartado 2, del Reglamento sobre disposiciones comunes.

Grecia ya ha disfrutado del régimen preferencial: los programas griegos financiados con fondos de la UE en el período 2007-2013 reciben una mayor proporción de financiación de la UE. Por lo tanto, se exige a Grecia una cofinanciación inferior a la de muchos otros países a través de un complemento del 10 % de cofinanciación de la UE hasta mediados de 2016. En muchos casos, esto significa que la UE está pagando el 95 % del coste total de la inversión en el período de financiación 2007-2013 (en lugar del máximo del 85 % aplicable).

Además, respecto de la política de cohesión, siempre que se cumplan todas las condiciones, todavía se puede seguir reembolsando a las autoridades griegas hasta el límite del 95 % de los gastos subvencionables en los programas del período 2007-2013.

La Comunicación de hoy sigue a la creación de un grupo de alto nivel, bajo la dirección del Vicepresidente Dombrovskis. Junto con las autoridades griegas, este grupo tiene como objetivo garantizar que todos los recursos del período de programación 2007-2013 se utilizan antes de su expiración a finales de año y ayudar a Grecia a satisfacer los requisitos de acceso a todos los fondos de la UE disponibles en 2014-2020.

Grecia también seguirá beneficiándose de un apoyo técnico a las reformas y la aplicación procedente del nuevo Servicio de Apoyo a la Reforma Estructural de la Comisión, que comenzó su trabajo el 1 de julio y se basa en la valiosa experiencia adquirida por el Grupo de Trabajo para Grecia y otra asistencia técnica prestada a los Estados miembros.
El Plan de Inversiones para Europa puede desempeñar un papel crucial para el empleo y el crecimiento en Grecia. El nuevo «Fondo Europeo para Inversiones Estratégicas» («FEIE») beneficiará a proyectos de inversión viables desde el punto de vista comercial en Grecia. El nuevo Centro Europeo de Asesoramiento para la Inversión facilitará actividades de divulgación específicas y asistencia para ayudar a los inversores, los promotores de proyectos, las autoridades y las PYME a elaborar proyectos que puedan optar la financiación del FEIE. Asimismo, se prestará asistencia sobre la manera de combinar la financiación del FEIE con los fondos estructurales y de inversión de la UE.

Contexto

Sobre la base de las propuestas presentadas por el Presidente Juncker, la Cumbre del Euro de 12 de julio de 2015 ha solicitado a la Comisión que impulse el empleo y el crecimiento en Grecia en los próximos tres a cinco años. Ha encargado a la Comisión que «colabore estrechamente con las autoridades griegas para movilizar hasta 35 000 millones de euros (en el marco de diversos programas de la UE) para financiar la inversión y la actividad económica, en especial de las PYME».

La financiación de la UE ya ha sido la principal fuente de inversión pública en Grecia durante la crisis. Por ejemplo, el metro de Atenas, el hospital general de Katerini, el Museo de la Acrópolis y el sistema de calefacción urbana de Kozani fueron financiados en gran medida por el presupuesto de la UE. Los más de 35.000 millones EUR que Grecia podría recibir del período de programación 2014-2020 consistirían de 20.000 millones de euros procedentes de los fondos estructurales y de inversión europeos y de 15.000 millones de euros de los fondos agrícolas. Pueden fluir hacia la inversión, la lucha contra el desempleo, la pobreza y las precarias condiciones sociales, la investigación y la educación, así como hacia las infraestructuras. Los primeros pagos de estos fondos de la UE en 2014 y 2015 ya ascienden a 4 400 millones de euros.

La utilización de los fondos de la UE no ha sido fácil para Grecia recientemente. En los últimos meses, el endurecimiento de las condiciones de financiación y la incertidumbre sobre la situación económica han perturbado los planes de inversión y puesto en tela de juicio la capacidad de las autoridades griegas para aprovechar plena y adecuadamente los fondos comunitarios disponibles.

Un número significativo de proyectos se encuentran actualmente en riesgo de no concluir. Por otra parte, si las autoridades griegas no aprovechan plenamente los fondos de la UE aún disponibles en el período de financiación 2007-2013 a finales del presente año, perderán aproximadamente unos 2.000 millones de euros. Para que Grecia se beneficie de la financiación de la UE debe respetar las exigencias jurídicas básicas, como las normas de la UE, una buena gestión financiera de los fondos y la contabilidad.

Compartir

  • Twitter
  • Facebook
  • LinkedIn