Saltar al menú principal
Saltar al contenido
  • Transporte y telecomunicaciones
  • 23/12/2013

Tenneco: el diálogo debe continuar

Independientemente de la decisión final de Tenneco, la Comisión Europea haya decidido de poner en marcha su objetivo de estimular la competitividad y sostenibilidad de la industria automovilística para 2020

 

El Vicepresidente de la Comisión Europea Antonio Tajani, Comisario responsable de Industria y Emprendimiento, dijo: “Estoy satisfecho con el resultado de la reunión de hoy. Es importante que el diálogo entre todas las partes involucradas continúe y espero con gran interés la próxima reunión del 27 de diciembre en Gijón. Creemos que las explicaciones recibidas hasta el momento no son convincentes. Además, según auditores independientes, el cierre de la planta de Gijón no es absolutamente necesario. Soy un gran defensor de la libertad de las empresas en Europa pero el marco debe ser la economía social de mercado. Estamos impulsando la reindustrialización para promover el crecimiento y el empleo, y estas decisiones van en la dirección opuesta. Pido que se reconsideren estas decisiones y que pongan en marcha medidas de restructuración alternativas menos perjudiciales para el empleo. En el caso de que la compañía mantuviera sus decisiones, me veré, junto con mis compañeros, en la necesidad de considerar las posibles intervenciones en favor de los trabajadores. Además, restructurar cuando las empresas están obteniendo beneficios, merece una mayor atención. Algunos Estados miembro están ya poniendo en marcha legislación y quizás sea el momento para estudiar una respuesta apropiada a nivel europeo de acuerdo con las organizaciones empresariales y los sindicatos”.

Tras el anuncio de cierre del fabricante de componentes para automóviles Tenneco en Gijón, España, y la reducción de la planta de Sint- Truiden en Bélgica, la Comisión se reunió hoy con las autoridades españolas y belgas, representantes de Tenneco, y los sindicatos con el objetivo de estudiar las posibles alternativas al cierre de la planta que Tenneco tiene en Gijón y el despido de trabajadores en la planta de Sint-Truiden. La reunión de hoy permitió a la Comisión analizar la evolución del caso teniendo en cuenta las decisiones tomadas por Tenneco, y sobre todo, permitió alinear la comprensión de la situación por parte de los diferentes grupos de interés.

En septiembre 2013, Tenneco anunció su intención de cerrar su planta de componentes  en Gijón y reducir su producción en Sint-Truiden. Ambas factorías producen amortiguadores para fabricantes de coches y el mercado de repuestos. El cierre de la planta de Gijón afectaría aproximadamente a 230 trabajadores, mientras que la reducción de la de Sint-Truiden, a 250.

En la reunión de hoy, la Comisión tomó nota de la situación de la planta de Sint-Truiden y animó a las partes involucradas a continuar el diálogo con vistas a conseguir el acuerdo. La Comisión expresó sus serias dudas sobre las justificaciones económicas de la anunciada reestructuración de la planta de Tenneco en Gijón y sobre el cumplimiento adecuado de la legislación aplicable social y laboral de la UE. La Comisión también invitó a las autoridades nacionales y regionales de España, representantes de los empleados, Tenneco y representantes de la Comisión a reunirse en Gijón el 27 de diciembre con el fin de examinar más a fondo la situación.
 
Contexto

Grupos de trabajo y la industria automovilística

Experiencias pasadas confirman que los grupos de trabajo pueden ser altamente eficientes en favor del uso de los fondos europeos así como gestionar las ayudas de estado- como en los casos de VW Forest y MG Rover.

Tradicionalmente, el objetivo principal de los grupos de trabajo ha sido favorecer el uso de los fondos europeos proporcionando asistencia técnica, reduciendo el tiempo de espera, aconsejando para un uso más efectivo de los recursos, supervisando e informando. El segundo objetivo ha sido asegurar una respuesta comprensible de la Comisión al problema de clausura o reducción, cubriendo las perspectivas sociales, ayudas de estado e industriales. Esta ayuda previene a las partes interesadas de un “foro de conveniencia” en relación a diferentes Comisarios (por ejemplo, cuestionando al Comisario de Industria en asuntos de ayuda de estado).

Programas europeos de apoyo y la industria automovilística

Independientemente de la decisión final de Tenneco, la Comisión ha ya decidido de poner en marcha su objetivo de estimular la competitividad y sostenibilidad de la industria automovilística para 2020.

En octubre de 2012, la Comisión presentó su plan de acción del sector automovilístico- con 12 millones de puestos de trabajos relacionados, la industria automovilística es vital para la prosperidad y el empleo en Europa. La UE necesita mantener una industria automovilística de primera clase, produciendo vehículos con la mejor eficiencia energética y seguridad y proporcionando millones de puestos de empleos altamente cualificados. El Plan de Acción propone un gran empuje a la innovación a través de la investigación y la innovación bajo la Iniciativa Europea de Vehículos Ecológicos y muchas más oportunidades de financiación estarán disponibles en Horizonte 2020. La industria automovilística dispondrá de más del doble de fondos, en comparación con el actual presupuesto europeo para el periodo 2007-2013. Los nuevos programas permitirán a la Comisión apoyar el acceso a la financiación a través del programa COSME. En este contexto podemos también tener en cuenta los fondos provenientes del BEI.

Próximos pasos

Tras conocer los resultados de la reunión del 27 de diciembre en Gijón y concluir las negociaciones formales en Sint-Truiden previstas para enero, la Comisión decidirá nuevas medidas que podrían implicar la creación del grupo de trabajo Tenneco, que sería fundamental para el éxito de la reestructuración de las dos regiones afectadas.

Compartir

  • Twitter
  • Facebook
  • LinkedIn