Saltar al menú principal
Saltar al contenido
  • Economía
  • 01/02/2013

Nueva iniciativa sobre bioeconomía en Finlandia en apoyo a las PYME

La Unión Europea considera importante el desarrollo en los sectores de las ciencias de la vida y la biotecnología, y la Comisión Europea promueve los intereses de esta industria, tanto académicos como comerciales, a nivel global.

 

 

 

La bioeconomía no deja de crecer a una velocidad sin precedentes y la demanda de servicios nuevos y herramientas más eficientes que impulsen a las empresas dedicadas a esta industria alcanza máximos históricos. Por este motivo resulta primordial contar con una gestión de la información biológica que permita suplir la demanda y generar ideas nuevas, como lo demuestran las cifras más recientes, según las cuales el mercado mundial de la bioinformática podría superar los 4.500 millones de euros el próximo año. Tekes, la agencia de financiación de la tecnología y la innovación de Finlandia, ha ideado un sistema con el que preparar a las pequeñas y medianas empresas (PYME) para ese mercado. Su objetivo pasa por crear negocio mediante la gestión de la información biológica.

El programa "Solutions for Biological Information" (BioIT) contará con una financiación de 10 millones de euros (6,5 millones de euros aportados por Tekes y el resto por empresas relevantes en esta industria). El proyecto durará dos años y prestará apoyo a ámbitos estratégicos como la promoción del crecimiento y la internacionalización de PYME combinando el desarrollo de soluciones digitales y de servicios y la vitalidad de las áreas temáticas de cooperación, salud, bioeconomía basada en el conocimiento (KBBE) y tecnologías de la información y la comunicación (TIC).

También creará redes que aporten un valor renovado y cooperaciones entre agentes dedicados a las TIC y la biotecnología, por lo que aprovechar el conocimiento y la experiencia de expertos en biología, genética y ciencias medioambientales y combinarlos con conocimientos de las TIC será de suma importancia. Ya existen unas cuarenta empresas especializadas en este campo y se espera que se amplíen las oportunidades de crecimiento y renovación tanto para ellas como para las que se introduzcan en lo sucesivo en este mercado.

El programa trata temas como el desarrollo de fármacos, una labor que precisa un conocimiento exhaustivo de los orígenes biológicos de las enfermedades. En este sentido es preciso contar con una capacidad de procesamiento de datos elevada para crear oportunidades de colaboración entre las PYME y las empresas farmacéuticas y las dedicadas al diagnóstico. Del mismo modo, en el caso de la industria de la alimentación, el conocimiento de la ciencia de la nutrición permitiría desarrollar productos más sanos y seguros. El conocimiento en este subsector de la biotecnología podría generar soluciones para aspectos medioambientales como la calidad del aire, el suelo y el agua.

Teppo Tuomikoski, gestor de programas en Tekes, afirmó: "Conforme a la estrategia de Tekes, el programa cataliza la creación de empresas nuevas y contribuye a transformar las industrias. [Al igual que] sus clientes, el programa resulta ágil y se fundamenta en gran medida en la creación de redes."

La Unión Europea considera importante el desarrollo en los sectores de las ciencias de la vida y la biotecnología, y la Comisión Europea promueve los intereses de esta industria, tanto académicos como comerciales, a nivel global. El año pasado, la Comisión Europea presentó una estrategia y un plan de acción destinado a generar una bioeconomía sólida que contribuyese a que Europa se desarrolle dentro de sus propios límites y garantice el aprovechamiento sostenible de los recursos biológicos, o lo que es lo mismo, producir más con menos.

El plan de acción incluye la celebración periódica de conferencias de partes interesadas en la bioeconomía que contribuirán a este objetivo. La Comisión Europea, en colaboración con la Presidencia irlandesa del Consejo de la Unión Europea, celebrará en febrero la II Conferencia de partes interesadas en la bioeconomía titulado "Bioeconomía en la UE: logros y tendencias de futuro". Sus objetivos son garantizar que el progreso de la bioeconomía siga siendo una prioridad política para Europa y evaluar los avances logrados hasta la fecha con respecto al plan de acción propuesto.

Compartir

  • Twitter
  • Facebook
  • LinkedIn