Saltar al menú principal
Saltar al contenido
  • I+D+I
  • 24/01/2013

La Unión Europea financia a tres mil científicos en seis años

La Unión Europea acaba de alcanzar un hito significativo: el científico número tres mil financiado con fondos europeos para realizar investigación esencial.

 

 

El Consejo Europeo de Investigación (CEI), creado hace ya seis años, ha celebrado la ocasión con una ceremonia simbólica de entrega de la beca otorgada al profesor Christian Keysers para que profundice en el ámbito de la empatía y el encéfalo. La ceremonia se celebró en la Real Academia de Artes y Ciencias de los Países Bajos (KNAW) en Ámsterdam.

En palabras de la Comisaria de la UE de Investigación, Innovación y Ciencia, Máire Geoghegan-Quinn: "Se trata de un hito importante del Consejo Europeo de Investigación, el cual ha demostrado en muy poco tiempo ser un éxito. El CEI representa la excelencia tanto dentro como fuera de Europa. La Comisión Europea ha propuesto un programa "Horizonte 2020" sólido para el periodo 2014-2020 en el que el CEI desempeñará una labor fundamental. Desearíamos lograr un aumento considerable del presupuesto del CEI para que fuesen más los científicos que investiguen ideas que con frecuencia dan lugar a descubrimientos y soluciones a los principales retos de la sociedad. Europa debe mantener la inversión en investigación básica y en concreto en la situada en las fronteras del conocimiento para dar con una salida a la crisis económica."

El profesor Keysers, financiado con 1,8 millones de euros, es el director de departamento del "Social Brain Lab" perteneciente al Instituto de Neurociencias de los Países Bajos (NIN), un instituto puramente científico adjunto a la Real Academia de Artes y Ciencias de los Países Bajos (KNAW). Su proyecto científico, VICARIOUSBRAIN, está orientado a conocer mejor los mecanismos de empatía en las neuronas.

En él estudiará, con el apoyo de su equipo científico, la manera en la que se integra la información a través de la red de regiones del encéfalo activadas durante la observación de acciones. Se prestará especial atención a la dirección de los flujos de información entre los distintos nodos de dicha red para contrastar los modelos tradicionales que describen la observación de acciones.

Su investigación servirá para describir cómo se comparten las acciones y las emociones de otros individuos a través de un estudio de la respuesta neuronal de distintas regiones encefálicas asociadas a la respuesta empática durante la observación y la propia experiencia de emociones.

El profesor Christian Keysers comentó en relación a la financiación de su proyecto: "La obtención de una subvención del CEI es un sueño hecho realidad y ser además el becado número 3.000 resulta muy motivador. Ahora puedo dedicar cinco años a resolver la que considero la cuestión más importante en mi campo. Me permite elegir a un equipo multidisciplinario excelente y me concede la libertad de realizar investigación fundamental de la mejor calidad. En un entorno en el que la aplicabilidad inmediata de la ciencia suele ser el factor más determinante, el CEI se ha erigido en un mecenas de los científicos más brillantes dedicados a la ciencia regida por la curiosidad y en la columna que vertebra una Europa de las Ideas. Es el epítome de una Europa de la innovación y la excelencia intelectual que me hace sentirme orgulloso de ser europeo."

Compartir

  • Twitter
  • Facebook
  • LinkedIn