Saltar al menú principal
Saltar al contenido
  • Política
  • 06/09/2019

España, preparada para afrontar un Brexit sin acuerdo

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha presidido la reunión de la Comisión Interministerial para el seguimiento del proceso de retirada del Reino Unido de la Unión Europea. La reunión, de carácter extraordinario, se ha producido ante la proximidad del 31 de octubre, fecha fijada para el Brexit, con el fin de comprobar el estado de aplicación del plan nacional de contingencia para el supuesto de que se produzca una salida no acordada

 

Uno de los objetivos prioritarios del plan es proteger los intereses de los ciudadanos, españoles y británicos, que ejercieron su derecho a la libre circulación antes de la fecha de retirada. A este efecto se incluyen medidas en el ámbito de residencia, seguridad social y asistencia sanitaria, trabajo, ejercicio de profesiones, educación, universidades o asistencia consular, entre otros. Otro de los objetivos es preservar el normal desarrollo de los flujos comerciales y los intereses económicos de España, con medidas en materia de aduanas, controles asociados al comercio de bienes, ayudas a la preparación de las empresas, servicios financieros, transporte aéreo y terrestre, entre otras.

En la reunión, cada uno de los ministerios ha informado sobre las medidas normativas, dotación de medios personales y materiales y acciones de comunicación adoptadas en sus respectivos ámbitos de competencia, lo que ha permitido constatar que España está preparada para afrontar las consecuencias negativas de un Brexit sin acuerdo.

Grupo de trabajo y reunión de la CARUE

En esta reunión se ha acordado que el grupo de trabajo, dependiente la Comisión Interministerial para el Brexit, se reúna semanalmente para hacer un seguimiento exhaustivo de la implementación de los últimos detalles de los planes de contingencia, de forma que se asegure que España afronta una posible salida no pactada en las mejores condiciones.

Finalmente, se procederá a reforzar la cooperación con las comunidades autónomas y se convocará próximamente una reunión de la Conferencia de Asuntos Relacionados con la Unión Europea (CARUE), presidida por la vicepresidenta del Gobierno en funciones, con el fin de informar de los avances producidos y afrontar, de forma coordinada, este último período hasta el 31 de octubre para el caso de que se produjera un Brexit duro.

 

Fuente: La Moncloa

Compartir

  • Twitter
  • Facebook
  • LinkedIn