Saltar al menú principal
Saltar al contenido
  • Economía
  • 08/03/2011

El Tribunal de Justicia de la UE rechaza la propuesta de patente europea dando la razón a España

El Tribunal de Justicia de la UE dictamina que el sistema jurisdiccional de la propuesta actual de la patente europea es incompatible con el Tratado de Lisboa, dando la razón a España, que se opone a una patente que considera discriminatoria. El Secretario de Estado para la Unión Europea, Diego López Garrido, ha afirmado que es una buena noticia para España, y ha señalado que nuestro país “seguirá trabajando para alcanzar un acuerdo unánime sobre la patente europea, que no discrimine el régimen lingüístico y que se dote de un sistema jurisdiccional compatible con el Tratado”.


El Secretario de Estado para la UE Diego López Garrido

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha señalado que el acuerdo previsto para crear un sistema unificado de resolución de litigios sobre patentes, no es compatible con las disposiciones del Tratado de Lisboa, y que por tanto, la propuesta de la mayoría del Consejo sobre el sistema jurisdiccional de la patente europea no se adapta al Derecho de la Unión. Con ello, respalda a los Gobiernos, entre ellos el español, contrarios a tal sistema.

El Secretario de Estado para la Unión Europea, Diego López Garrido, ha valorado positivamente el dictamen y ha afirmado que “es una buena noticia para España”. En este sentido, López Garrido ha señalado que el dictamen apoya los argumentos presentados por España en contra de la cooperación reforzada para adoptar la patente europea, puesto que “no puede haber patente europea sin establecer un sistema de resolución de litigios compatible con los Tratados”.

Además, Diego López Garrido ha subrayado que” España seguirá trabajando para lograr un acuerdo unánime sobre la patente europea”, ya que permitirá aumentar la competitividad y fomentará la innovación de las empresas europeas, pero “con un régimen lingüístico que no discrimine al español, y por tanto a las empresas españolas”.


Antecedentes

España, con el apoyo de Italia, se ha opuesto rotundamente a la propuesta de la patente europea con un régimen lingüístico que discrimine otras lenguas.

Además, España ha defendido que la adopción de un reglamento comunitario sobre patente mediante el procedimiento de cooperación reforzada, atenta contra el espíritu del Tratado de Lisboa, que busca garantizar la igualdad de todos los ciudadanos europeos.

Compartir

  • Twitter
  • Facebook
  • LinkedIn