Saltar al menú principal
Saltar al contenido
  • Economía
  • 03/03/2010

Barroso presenta la Estrategia “Europa 2020”

El Presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barrso, ha señalado que la Unión Europea debe conseguir un crecimiento económico “inteligente, verde, e incluyente”.





El Presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso

El Presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, ha presentado en Bruselas las claves de la Estrategia “Europa 2020”, la estrategia económica que la Unión Europea debe seguir durante la próxima década.

La Estrategia “Europa 2020”, que sustituye a la Estrategia de Lisboa, adoptada en el año 2000, servirá para construir un nuevo modelo económico europeo basado en el conocimiento, la economía de bajo nivel de carbono y altos niveles de empleo.

Esta estrategia de crecimiento se basa fundamentalmente en tres áreas prioritarias que están interrelacionadas entre sí:

• Crecimiento inteligente, con el desarrollo de una economía basada en el conocimiento y la innovación;

• Crecimiento sostenible, fomentado una economía de bajo nivel de carbono, eficiente y competitiva;

• Crecimiento integrador, estimulando una economía con alto nivel de empleo y que fomente la cohesión social y territorial.
Además, en la Estrategia “Europa 2020”, se han definido cinco objetivos guía para la Unión Europea, que son los siguientes:

• La tasa de empleo de la población de entre 20 y 64 años debe aumentar del 69% actual al 75%;

• Crecimiento de los niveles de inversión en I+D (investigación y desarrollo), del 1,9% del PIB comunitario (producto interior bruto) al 3%;

• Alcance de los objetivos “20, 20, 20”, es decir, reducción de las emisiones de CO2 un 20% respecto a los niveles de 1990; aumento de la proporción del consumo de energías renovables un 20%; y reducción del consumo energético de carbono un 20%;

• El porcentaje de abandono escolar debe ser inferior al 10%, y al menos el 40% de la generación más joven debe obtener estudios superiores completos;

• La población en riesgo de pobreza debe descender en 20 millones de personas (en la actualidad, son 80 millones los que están en esta situación).

Los 27 Estados miembros serán los encargados de poner en marcha las medidas necesarias para alcanzar estos objetivos; la Comisión Europea, por su parte, será la encargada de hacer el seguimiento de los procesos.

Compartir

  • Twitter
  • Facebook
  • LinkedIn